Real Madrid 7 – Sevilla FC 3. Homenaje al mejor.

octubre 30, 2013

Bale, cuya protusión apenas se aprecia cuando salta.

Hace unos días se inaguró en el Bernabéu una exposición en homenaje a Ferenc Puskàs, uno de los mejores jugadores de nuestra historia. Puskàs marcó 4 goles en la final de Copa de Europa de 1960, considerada uno de los partidos más brillantes de la historia. No obstante, la BBC programó durante muchos años ese partido el día de Navidad, entendiéndolo como un homenaje al fútbol. Aquel partido acabó 7-3, y azares de la vida han querido que hoy se repitiese ese inusual marcador. Sepp Blatter, actual presidente de FIFA, era un niño cuando se jugó aquel partido, y ese día se hizo aficionado del Real Madrid. Todo ésto lo confesó en 2006, cuando el Real Madrid le condecoró con la insignia de oro y brillantes. Hay que ver, qué vueltas da la vida. 43 años después, el Madrid consiguió un 7-3 para homenajear al mejor partido del mejor equipo.

Hoy salió el Madrid con la delantera más esperada: Cristiano, Benzemá y Bale. En otro guiño al pasado, sus dorsales eran los de la delantera clásica: 7, 9 y 11. Entre los tres se repartieron todos los goles de la noche. Bale marcó los dos primeros, y además dio dos asistencias. Jugó hoy su primer partido completo y las conclusiones son varias: tiene un cañón en la zurda, corre que se las pela y aunque tiene algunas carencias técnicas (sus controles se van más de un metro) las compensa con un entusiasmo juvenil. Benzemá sigue con gradiente positivo, tras su aparición en el Nou Camp con el partido empezado. Puede ser el delantero ideal para jugar un pelín retrasado, con Bale y Ronaldo en las bandas entrando como aviones. Y Ronaldo, como siempre. Insaciable. Marcó tres goles. Es uno de los mejores jugadores del mundo, uno de los que hacen que el fútbol sea el deporte más popular del mundo. Uno de los que consiguen que la barriga de payasos como Blatter esté siempre llena de marisco y de ginebra. Ronaldo no va ganar el balón de oro, pero gana muchos de cuero por meter goles de tres en tres. En el fondo, cualquier futbolista prefiere uno de cuero a uno de oro.

Pero no sólo estuvieron en la delantera la buenas noticias. La mejor fue la vuelta de Alonso, jugador capital para nuestro equipo que llevaba cinco meses sin jugar. No sé si jugará él o Illarra, pero estoy convencido que el joven fichaje aprenderá un montón entrenando con su paisano. Isco también volvió al XI y lo hizo bien, aunque fue de más a menos y al final se le vio cansado. Modric jugó en su sitio la última media hora. Lo peor fue Arbeloa, que demostró otra vez ser lento como caballo del malo y tras una sonrojante carrera en el segundo gol, la grada le pitó insistentemente. Carvajal no tendrá difícil ocupar su sitio.

Fue un partido divertido, sin duda. Casi nadie recordará los múltiples errores del árbitro, que pitó tres penales de los que ninguno fue. Es lo que tiene una superioridad tan holgada.


FC Barcelona 2 – Real Madrid 1. Ocasión perdida

octubre 26, 2013

La jugada clave.


El Madrid ha perdido en el Nou Camp ante un Barça más que discreto. Pensaréis entonces que el Madrid no ha jugado bien. Pues no, todo lo contrario. El Madrid jugó muy bien, sobre todo durante el segundo tiempo. El primer tiempo fue soso: nadie jugó bien. El Madrid sólo llegó una vez – en el 44′ y por medio de Khedira. Por cierto, pudo haber penalty. Éste no lo tengo claro – y el Barça marcó de rebote. En los segundos cuarenta y cinco minutos ambos marcaron un gol; pero el Madrid acumuló además un tiro a la cruceta, un paradón de Valdés y un penalty más que evidente, que el árbitro se comió. Si fuesen matemáticas, el Madrid no habría perdido. Pero ésto es fútbol, no matemáticas. Por éso nos gusta.

Carletto la lio con la alineación inicial. Puso sus dos laterales más ofensivos (Carvajal y Marcelo) pero salió con tres centrales, uno de ellos ubicado en el medio centro. Es irónico, en ésa posición que en sudamérica denominan que juega el “cerebro” se ubicó Sergio Ramos. Se le vio fuera de cacho, lo que es lógico porque no juega ahí desde hace años (Luxemburgo lo puso ahí una tarde en Riazor), y cometió errores de bulto. El más grave fue cosechar una tarjeta amarilla por una estupidez, lo que le impidió parar a Iniesta en la jugada del primer gol. Illarra salió por él en el 60′ y mejoró su actuación con creces. Lógico, Illarra está harto de jugar ahí. Modric intentó mover la bola en el primer tiempo, pero no tenía de socio mas que a “codillo” Khedira. En la delantera se colocó Bale de 9 con Di María y Ronaldo en las bandas. Creo que no hicieron ni una jugada en toda la primera parte. El Barça ganaba desde el 19′ merced a un gol de Neymar, si bien su tiro rebotó en un defensa y despistó a López. El Madrid jugó un pésimo primer tiempo, en el que cabe mencionar el nulo aprovechamiento de las jugadas a balón parado.

Tras el descanso el Madrid se estiró. Buscó la victoria, cosa que no hizo en el primer tiempo. Y demostró que tiene plantilla para meterle mano al Barça jugando al fútbol, teniendo el balón. Y,, sobre todo, con los jugadores en su sitio. Benzemá como delantero e Illarra como medio centro. Un equipo más reconocible. Ronaldo obligó a Valdés a hacer la parada de la noche. Benzemá estrelló un pepinazo en el larguero que enmudeció el Nou Camp. Y después llegó la jugada clave del partido: Macherano empuja a Ronaldo en el área y el árbitro lo ve (porque es imposible no verlo) pero no lo pita. Quién sabe qué hubiese pasado si empatamos, igual Carletto echa el equipo atrás y acabamos palmando. No podemos saberlo. Pero está claro que el árbitro hoy nos perjudicó. Y no lo veáis como excusa: en Elche nos benefició. Eso sí, me gustaría que los Mass Media españoles diesen la misma matraca con esta jugada que dieron con la del penalty a Pepe.

Esa jugada perjudicó al Madrid, que se diluyó. En un contraataque, Alexis marcó de preciosa vaselina – quizá Diego López se la come. Quizá Casillas vuelva pronto a su sitio – y el 2-0 parecía definitivo. Pero Jesé, que había salido por Di María, marcó en el 90′. Quedaba el descuento, pero no sé jugó casi. No quedaba tiempo. El Madrid perdió, quizá por haber regalado una hora con una alineación tan confusa. No obstante, tengo buenas sensaciones de cara a esta temporada, quizá más por lo que me enseñan los rivales que por lo que me enseña mi equipo.


Gol de Julio Baptista en el Nou Camp. 23 de diciembre de 2008

octubre 25, 2013

Visitaba el Madrid el campo del vigente campeón de liga como líder con 4 puntos de ventaja. Dos horas después, la ventaja era de 7 puntos gracias a este solitario gol de Julio Baptista, tras pared con Van Nilsterooy. Aquel año hubo dos nochebuenas seguidas…


Real Madrid 2 – Juventus 1- Extrañas sensaciones

octubre 24, 2013

Ronaldo regatea a Buffon y marca.


Deberíamos estar contentos por haber ganado al líder de la liga italiana, pero en mi caso no es así. Es cierto que la marcha en Champions League es irreprochable, con 9 de 9 puntos, pero el partido de ayer me dejó frío. Tuvimos todo lo que hay que tener para que la cosa funcione: un gol tempranero, un penal a favor, medio partido con superioridad numérica… y aún así sufrimos como cochino el día de San Martín.

Marcó Ronaldo en el 4′ tras fallo grave de Cáceres al tirar el fuera de juego. Con esto de la globalización ya no hay valores seguros, y te encuentras con que los maestros de la defensa, los italianos, cometen errores como éste. El viento pegaba fuerte en nuestra popa.

A partir de ahí, la Juve tomó el mando. Vidal se mostró como un cacique en el centro del campo, mandando más que nadie. Por nuestra parte, Illarra estaba delante de los centrales y aguantó el tipo, mientras que Modric y Khedira jugaban como volantes. Pero no veíamos el balón ni en pintura. Y llegó el gol juventino, obra de un viejo enemigo: Llorente. Falló Arbeloa, que no estaba en su sitio, pero Casillas tampoco despejó bien el primer remate. La defensa se mostró insegura toda la noche, igual que Casillas. Seguramente con Varane y Carvajal por Pepe y Arbeloa la cosa mejoraría, pero seguro que los jugadores sufren la extraña rotación que tenemos en la portería. Pero cinco muinutos después el árbitro cobró un penalty de ésos que solo pitan al equipo de casa: Chielini placó a Ramos cuando el balón volaba. Ronaldo marcó el 2-1. Ya no hubo más goles.

Entre otras cosas porque no tenemos gol – bueno, sólo tenemos un jugador con gol, que es Ronaldo – y Benzemá volvió a mostrarse anoche mohino, fallando incluso un gol tras un buen pase de Arbeloa. Debería estar penado no embocar un buen pase de Arbeloa, pues éstos se ven menos que el Halley. Al principio del segundo tiempo se quedó la Juve con uno menos y Carletto movió el banquillo. Y lo hizo fatal: Isco por Illarra hizo que Modric se colocara entre los dos centrales, y perdimos el poco fuelle que teníamos en el centro del campo. El malagueño se colocó de interior, lejos del área. Ahí no va a hacer gran cosa, es evidente. Y sacamos a Bale a que le diera el arire. El galés debe estar confuso: no sabe dónde tiene que ponerse. Su posición natural la ocupa el mejor jugador del equipo, por lo que se movió sin mucho sentido por todo el frente de ataque. Si al final jugará de 9, no sé por qué no fichamos a un 9 en lugar de a éste. Y al final salió a Morata, que otra vez sonrojó a los que no corren.

Acabamos pidiendo la hora, como un equipillo. Igual en el banquillo no había muchó mas, pero alguien debería explicarme por qué no hemos visto más a Casemiro, ni qué hace Jesé, el mejor canterano en años, fuera de la convocatoria.


Gol de Butragueño a la Juventus de Turín. Octubre de 1986

octubre 22, 2013

Mañana visita el Bernabéu “la vechia signora”, esto es la Juventus de Turín. Posiblemente el equipo que más se parezca al Real Madrid de Italia. Es el que más campeonatos ha ganado y el que más aficionados tiene. En sus filas han jugado Zidane, Del Piero, Paolo Rossi, Taconni, Scilachi, Baggio… Yo tenía 12 años la primera vez que nos visitaron, con Platini y Laudrup en sus filas. Cayeron en el Bernabéu 1-0. Aquí tenéis el vídeo del gol de Butragueño, a pase de Chendo.

El partido era la ida de los octavos de final de Copa de Europa. Sin liguilla ni leches, cruces desde el principio. En el Comunale de Turín – aún no existía Delle Alpi – se produjo idéntico resultado. El Madrid pasó en los penalties, gracias a dos paradas de Paco Buyo. Historia blanca.


Real Madrid 2 – Málaga CF 0. Menos gol que España, si cabe.

octubre 19, 2013

Penalty cometido sobre Bale, casi al final

El Madrid jugó bien hoy ante el Málaga. A ratos muy bien. Controló el partido, apenas recibió ocasiones y fabricó media docena muy claras. Caballero estuvo bien, sí; pero otros porteros lo han estado igual y se han llevado cinco Esta tarde sólo metimos dos goles, uno sin querer – Di María centró un balón que acabó en la red – y el otro en el descuento, fruto de un penalty. Si soltar a Higuaín es propio de insensatos (el Pipa son más de 20 goles al año) no fichar sustituto ya es propio de oligofrénicos. Nuestro asalto a la décima lo vamos a hacer con dos delanteros centro: uno que no mete goles y otro que tiene 21 años y lleva menos de 10 partidos en la élite. Tela.

La falta de efectividad fue quizá la única mala noticia de la tarde. Abundaron las buenas, aportadas por desde la cantera por Carvajal, que cuajó un partidazo y se muestra muy superior a Arbeloa y por Morata, que se empeñó en correr detrás de cada balón como si fuese el último. Al Bernabéu le encantan las carreras desesperadas, aunque no haya opción de llegar al balón. Raúl enseguida lo entendió.

Jugó bien Illarra delante de los dos centrales. A los lados jugaron como interiores Khedira e Isco. El alemán me sigue pareciendo que tiene ladrillos en los pies, pero grandes entendidos de fútbol como mi suegro o Félix me dijeron tras el partido que Top Khedira había sido uno de los destacados. No sé si me han convencido, pues participó mucho pero mal y, para lo que iba a atacar el Málaga, yo saldría con Modric en su lugar. El malagueño estuvo mohino ante sus paisanos, y empieza a demostrar que su puesto ideal es en la media punta, figura que de momento no existe en el libreto de Carleto. En las alas jugaron el fideo, que se entregó como siempre y además marcó y Ronaldo, que cuajó una de sus más grises actuaciones. Claro, tiene el listón muy alto porque suele ser el que tira del equipo, pero hoy falló ocasiones hasta el hastío. Hoy Ronaldo fue una mezcla de Benzemá, Morientes y Zamorano. Al final marcó de penalty y pidió perdón, pero la grada no la tomó con él. Ronaldo tiene crédito. Se lo ha ganado.

También vimos un ratito a Modric, cuya ausencia se antoja descanso; al deseado Bale, que tuvo quince minutos sin pena ni gloria hasta que provocó el penalty antes citado y Jesé. A mí el canario me parece un jugadorazo. Deberían apostar por él algo más que 10′ al mes.


Cuatro goles de Higuaín al Málaga. Octubre de 2008

octubre 19, 2013

Esta tarde viene el Málaga al Bernabéu. No hace mucho, el Pipa Higuaín marcó los cuatro goles que marcó el Madrid en la victoria por 4-3 de aquella tarde de otoño. Higuaín tenía muchos valores de canterano blanco.